Campaña preelectoral: los meses más violentos, junio y septiembre

Si bien la campaña formal para las elecciones parlamentarias de 2022 apenas comienza el 13 de diciembre, ya desde el 13 de marzo de 2021 hasta el 7 de octubre, la Fundación Pares ha registrado 62 hechos violentos en el marco de la campaña preelectoral que ha dejado un saldo de 79 víctimas.

Como se ha estudiado en política y se sabe, la violencia contra líderes y lideres políticos aumenta en la etapa de campaña. No obstante, durante el tiempo preelectoral, cuando se pactan alianzas, se buscan aspirantes y demás, también ha significado para el país un aumento de las violencias.

Esto es lo que ha registrado la Fundación Paz y Reconciliación (Pares), la cual ha hecho un recuento desde el 13 de marzo de este año, cuando comenzó oficialmente el calendario electoral, ha venido siguiendo el fenómeno de violencia política en tiempos preelectorales. En su segundo informe, Pares ha registrado 62 hechos violentos en los que han resultado 79 víctimas.

Estos hechos han ocurrido en 21 de los 34 departamentos y el Distrito Capital, donde Valle del Cauca concentra 11 sucesos de violencia política, Antioquia seis, Magdalena cinco, Norte de Santander, Cauca, Atlántico y Caquetá cuatro. Siendo junio (18) y septiembre (22) los meses más violentos.

Pares destaca que Valle y Antioquia vuelven a ser los departamentos con más casos de violencia, teniendo como referencia los informes realizados en las elecciones regionales del 2019. De las 79 víctimas, 68 han recibido amenazas y once han sido asesinadas. Los liderazgos políticos más victimizados son electos, principalmente los concejales, alcaldes y gobernadores; pero también Pares alerta por la situación de periodistas, militantes y funcionarios públicos.

Una curiosidad que presenta Pares, es que los sectores políticos más victimizados a nivel local son las coaliciones de gobierno y no los de oposición, como se esperaría. Sin embargo, en varias ciudades el cambio de gobierno local significó la llegada de movimientos alternativos que comenzaron a recibir amenazas. Pero también las amenazas han sido denunciadas por funcionarios e informantes de casos de corrupción.

Pares explica que no se ha podido demostrar sistematicidad en los hechos de violencia en los territorios, pero sí destaca que “existen algunos casos de violencia puntuales que están asociados a la fuerte presencia de grupos armados organizados”, que se han venido reacomodando desde la firma del Acuerdo de Paz entre las Farc y el Estado. Aunque aseguran esto, la organización manifiesta que no se ha podido encontrar cuáles grupos o estructuras armadas están detrás de los hechos de violencia. Por lo que en el 70.9% de los casos no se han encontrado responsables.

El 29.1% de los otros casos se identificaron como perpetradores a Grupos Armados PosFarc y estructuras paramilitares (Caparros, Águilas Negras y una nueva que se autodenomina Las Panteras).

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s