Caribe Centrales Noticias Pacífico Política Regiones

Uribismo, listo para reivindicar sus votos en las regiones

El Centro Democrático quiere capturar los millones de sufragios que eligieron a Iván Duque como presidente de Colombia y como bancada mayoritaria en el Senado.

A pesar de que las más recientes encuestas muestran una caída en su imagen favorable, el expresidente Álvaro Uribe sigue siendo uno de los personajes más influyentes en la política colombiana. Desde que postuló su nombre como candidato a la Presidencia de la República en 2002, el ahora senador rompió con la tradición bipartidista en la jefatura de Estado y, de paso, con la fidelidad ligada a una colectividad. Fortaleció así los personalismos en los procesos electorales, al punto que logró que se modificara la Constitución para impulsar su reelección, en 2006, y a partir de allí —cuando no prosperó su segundo intento por reelegirse— siguió consolidando triunfos en cuerpo ajeno.

Dueño de dos partidos —primero de la U y, desde hace cinco años, del Centro Democrático—, Uribe ya prepara sus cartas de cara a las elecciones locales y regionales de octubre próximo. El objetivo apunta a replicar sus más recientes logros en las urnas, considerados como los más importantes para la historia reciente del país: la derrota del plebiscito del 2 de octubre de 2016; las elecciones legislativas del año pasado, en las que el uribismo se consolidó como la primera fuerza en el Senado y, las presidenciales, que eligieron a Iván Duque como primer mandatario, con más de diez millones de votos.

“En 2019, el Centro Democrático se enfrentará al más grande reto que haya tenido desde que surgió”, dijo un importante miembro de la colectividad. El motivo es evidente y es que, si bien el uribismo ha sido protagonista en los procesos políticos más relevantes desde que se fundó, los resultados en las elecciones locales y regionales de 2015 fueron muy débiles: una Gobernación (Casanare) y 55 alcaldías. “Y eso no refleja lo que el Centro Democrático es”, agregó la fuente. Por eso, ya hay toda una estrategia montada, que se viene trabajando desde hace varios meses, con el fin de estudiar el mapa de viabilidad con las respectivas alianzas y la forma de lograr que el partido crezca en cada región.(

“El presidente Uribe no se plantea un número estimado de triunfos en las elecciones. Dice que esas son cábalas innecesarias”, contó la fuente a este diario. Pero, eso sí, pedirán el apoyo de los congresistas para hacer que el Centro Democrático crezca de manera exponencial. Acá serán claves las alianzas, principalmente con el Partido Conservador, según lo reconocen sus propios militantes. “Con lo que tenemos no es suficiente para ganar las alcaldías y las gobernaciones que pretendemos. Entonces, estamos completamente abiertos a hacer coaliciones donde las requiramos, pero alrededor de programas serios y no de pactos burocráticos”, dijo un dirigente uribista.

Por ello no consideran —como sí algunos miembros del conservatismo— que puedan presentarse disputas regionales para tratar de imponer candidatos a la hora de sellar coaliciones. “Tenemos que ser abiertos para identificar cuál es el que va a ganar. Porque, entonces, ¿el Centro Democrático solo hace coaliciones si siempre se prioriza a su candidato? No. Y no queremos que el Partido Conservador nos conciba como una amenaza, porque somos una coalición exitosa”, agregó la voz uribista. Un tema que va acompañado de otro elemento central para el hoy partido de Gobierno: las reuniones en las regiones. De hecho, ya hubo una en la costa Caribe, liderada por el mismo Uribe, en la que se comenzaron a identificar liderazgos, pero también posibles competidores.

En estas elecciones, en particular, el uribismo le apuesta a zonas específicas: Llanos Orientales, Eje Cafetero (Caldas, Risaralda y Quindío), costa Atlántica, Antioquia, Huila y, por supuesto, Bogotá.“Un partido no puede crecer y no puede ser importante sin buenos resultados electorales. Por eso, el otro gran reto del Centro Democrático es que Bogotá tenga una administración que catapulte las cosas buenas que haya hecho el alcalde Peñalosa”, agregó otro miembro activo de la colectividad.

La segunda parte de la estrategia para los comicios de octubre es, precisamente, hacer crecer el partido. Para eso, senadores, representantes, candidatos y funcionarios del Centro Democrático se vienen trasladando a las regiones de manera más periódica con un único fin: hacer un diagnóstico de sus necesidades, entregarlo a cada municipio o departamento y, a partir de allí, darles insumos a los candidatos para que construyan sus mensajes de campaña. “Eso sí, el punto más importante que vamos a trabajar es la idoneidad de los candidatos. Vamos a hacer un ejercicio riguroso que permitaseleccionar a los más probos, a los más responsables y trabajadores y que, ojalá, se hayan desempeñado con éxito en sus regiones y hayan generado empleo”, contó una voz del partido.

De momento, el Centro Democrático ha recibido 1.200 solicitudes de inscripción de candidaturas que serán definidas bajo el mismo mecanismo que funcionó para elegir candidato presidencial. Es decir, foros y encuestas. El tiempo será clave para que funcione, por lo que el uribismo pedirá a los directorios regionales que se adelanten al calendario electoral, ejecuten dicho mecanismo desde ya y elijan candidatos cuanto antes, siguiendo el ejemplo de Bogotá, donde ya hay tres aspirantes. El objetivo es claro: hacer campaña desde temprano. “Finalmente, cuando hayan transcurrido todos estos filtros, queremos aliarnos con ONG, universidades, medios de comunicación, fundaciones, para que nos ayuden a hacer control social verificando la idoneidad de los candidatos”, apuntó un directivo de la colectividad.

Así las cosas, los ojos del uribismo para las regionales y locales de este año estarán puestos en el triunfo electoral del año pasado, tanto en el Congreso como en la Presidencia, de tal manera que esa histórica votación se vea reflejada en los comicios que se avecinan. Pintar el mapa político en Colombia con mayoría uribista será el gran reto para el expresidente Uribe y para su pupilo, el actual jefe de Estado, quien arrancó sus primeros meses con alarmantes cifras de desaprobación. La gobernabilidad de Duque se expondrá, una vez más, a una dura prueba de fuego.

0 comments on “Uribismo, listo para reivindicar sus votos en las regiones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: